¿Cuáles son las diferencias entre una cuenta corriente y una cuenta de ahorros?

Aunque tener una cuenta bancaria es fundamental, puede ser difícil distinguir qué tipo de cuenta necesitas y cuáles son sus diferencias. Las personas abren cuentas corrientes si necesitan retirar efectivo y usar sus fondos regularmente. Por el contrario, las cuentas de ahorros están destinadas a guardar dinero para el futuro.

Este artículo analizará las diferencias clave entre estos dos tipos de cuentas.

Si recién estás comenzando, descubre cómo abrir una cuenta de banco en Estados Unidos.

diferencias entre una cuenta corriente y una cuenta de ahorros

Cuenta corriente

Una cuenta corriente te brinda un fácil acceso a tu dinero. Suele ser una forma útil de almacenar efectivo para gastos regulares. También puede usarse de otras formas.

La mayoría de las personas usan una cuenta corriente para retirar dinero para sus transacciones diarias.

Hay varias formas de retirar, depositar y usar los fondos en tu cuenta corriente.

Tarjetas de débito

Si necesitas efectivo, puedes retirar dinero de forma física de un cajero automático con una tarjeta de débito. Puedes hacer estos retiros en cualquier cajero automático, pero quizá se te cobren cargos de cajero automático si usas un cajero de otro banco.

También puedes usar tarjetas de débito para hacer transacciones en puntos de venta. Una tarjeta de débito te permite acceder a los fondos de tu cuenta para comprar las cosas que necesitas, sin la necesidad de tener efectivo.

Debes recordar que las tarjetas de débito no son lo mismo que las tarjetas de crédito. Ya sea que retires efectivo de un cajero automático o uses tu tarjeta de débito para pagar, solo puedes gastar los fondos que tienes disponibles en tu cuenta corriente. Por ende, no estás pidiendo dinero prestado.

Cheques de papel

Otra forma de pagar con el dinero de tu cuenta corriente es con cheques de papel. Al abrir una cuenta corriente, puedes solicitar una chequera para llenar cheques para pagar.

Nuevamente, los fondos provienen de tu cuenta corriente, por lo que debes tener suficiente dinero en tu cuenta para hacer cualquier transacción. De lo contrario, tu cheque rebotará.

Si no sabes cómo llenar un cheque, lee esta guía paso a paso.

Depósitos directos

Tu empleador puede depositar tu salario directamente en tu cuenta corriente. En lugar de recibir un cheque de pago físico, estos fondos se te transfieren digitalmente.

La única prueba física del pago que puedes recibir es un talón o declaración de pago, pero muchas empresas están dejando de usar papel. Usar tu cuenta corriente como cuenta de depósito es una forma útil de asegurarte de que tu cuenta nunca se quede sin fondos.

Pagos de facturas

Puedes pagar facturas desde tu cuenta corriente por correo con cheques de papel, o electrónicamente a través de la banca móvil o en línea.

Solo tienes que iniciar sesión en tu cuenta desde tu computadora o dispositivo móvil y hacer un pago total o parcial del saldo adeudado. Hasta puedes configurar pagos automáticos para que no tengas que iniciar sesión cada mes para pagar tus facturas. En su lugar, se pagarán automáticamente con los fondos de tu cuenta.

Cargos de cuentas corrientes

Algunos bancos esperan que mantengas un saldo mínimo en tu cuenta corriente. De lo contrario, te cobrarán cargos. Consulta con tu banco o cooperativa de ahorro y crédito para más información.

También debes asegurarte de tener fondos suficientes en tu cuenta corriente al momento de hacer pagos. De lo contrario, puede que se te cobre un cargo por sobregiro. Sin embargo, puede que hayas contratado protección contra sobregiros. La protección contra sobregiros te permite usar tu tarjeta, pero finalmente deberás pagar el dinero que usaste hasta que le deposites dinero a tu cuenta corriente.

Cuenta de ahorros

Una cuenta de ahorros es lo que su nombre indica: una cuenta de depósito destinada al dinero que no quieres o no necesitas gastar de inmediato. A diferencia de una cuenta corriente, de la que retiras dinero de forma regular, este dinero suele estar destinado a ser guardado por un periodo prolongado y, a menudo, para un propósito específico.

Puedes decidir usar tu cuenta de ahorros para lograr tus metas financieras a largo plazo, como pagar la inicial de una casa o la matrícula universitaria de sus hijos. O bien, puedes usarla como un fondo para emergencias, que es dinero ahorrado para gastos importantes, y a menudo imprevistos, como averías de vehículos o facturas médicas.

La cantidad de retiros que podían hacerse de una cuenta de ahorros solía estar limitada a seis retiros o transferencias «convenientes» por mes. Sin embargo, hace poco, la Junta de la Reserva Federal dejó sin efecto este límite , debido a las dificultades financieras causadas por la pandemia de COVID-19.

diferencias entre una cuenta corriente y una cuenta de ahorros

3 tipos de cuentas de ahorros

Hay varios tipos de cuentas de ahorros, aparte de la cuenta tradicional que describimos anteriormente. Repasaremos:

  • Cuenta de ahorros de alto rendimiento
  • Cuenta de certificado de depósito (CD)

Cuenta de ahorros de alto rendimiento

Una cuenta de ahorros de alto rendimiento es una cuenta bancaria que suele pagar tasas de interés más altas que una cuenta de ahorros estándar. Mientras que las cuentas de ahorro tradicionales pueden generarte ganancias tan bajas como de 0,01% sobre tu saldo, una cuenta de alto rendimiento puede generar ganancias en el rango de 1% a 2,2% en la actualidad.

Los bancos en línea suelen ofrecer cuentas de ahorro de alto rendimiento, dado que pueden pagarles más a sus clientes, ya que tienen menos gastos generales. Algunas cooperativas de ahorro y crédito y bancos tradicionales también las ofrecen.

Lecturas complementarias:

Cuenta de certificado de depósito (CD)

Una cuenta de certificado de depósito (CD) es una cuenta de ahorros que se mantiene por un periodo fijo, a una tasa de interés fija, con una fecha fija de retiro o «vencimiento». Estas cuentas te pagan tasas de interés más altas que las cuentas de ahorro tradicionales por guardar tu dinero durante un tiempo predeterminado.

Los plazos de los CD suelen oscilar entre tres meses y cinco años. No puedes acceder a tu dinero sin pagar una multa antes de ese plazo. Estos plazos son una de las diferencias más significativas entre este tipo de cuenta y una cuenta de ahorros tradicional, a la que tienes más libertad de acceso.

La gente suele usar estas cuentas para cumplir sus metas de finanzas personales. Entonces, si tienes dinero que no necesitas por un tiempo y quieres ganar más intereses, puede ser una buena opción para ti.

Cuenta de ahorros Money Market

Las cuentas de ahorros Money Market te permiten hacer transacciones con una tarjeta de débito o con cheques.

Las MMA suelen pagar tasas de interés más altas que las cuentas de ahorros tradicionales. También están aseguradas por la FDIC.

Estas cuentas pueden requerir depósitos grandes por adelantado para abrirlas. También suelen tener requisitos de saldo mínimo.

Acerca de Remitly

Remitly hace que las transferencias internacionales de dinero sean más rápidas, más fáciles, más transparentes y más económicas. Nuestra aplicación móvil, fiable y fácil de usar, cuenta con la confianza de más de 5 millones de personas en todo el mundo. Visita nuestra página principal o descarga nuestra aplicación para más información.