Cómo abrir una cuenta bancaria Estados Unidos

Last updated on mayo 15th, 2024 at 11:49 am

cuenta de banco en Estados Unidos

Abrir una cuenta bancaria en Estados Unidos tan pronto llegas, te ayudará a adaptarte mucho más rápido al país. Puede ayudarte a pagar facturas, enviar y recibir transferencias de dinero, depositar cheques de nómina y crear una billetera móvil. Afortunadamente, abrir una cuenta de banco en Estados Unidos es un proceso bastante sencillo.

Esta guía creada por nuestro equipo de Remitly está especialmente pensada para los recién llegados como inmigrantes y estudiantes internacionales. Sin embargo, también es relevante para cualquiera que necesite una cuenta bancaria en Estados Unidos.

Documentos necesarios para abrir una cuenta bancaria en Estados Unidos.

Ten en cuenta que las reglas bancarias pueden variar según el estado, es decir, que los requisitos específicos dependen de la ubicación del banco o cooperativa de crédito. 

En general, hay dos formas principales de abrir una cuenta en Estados Unidos. Puedes ir a una sucursal bancaria y completar los pasos en persona o abrir una cuenta bancaria por internet.

Dado que los requisitos adicionales pueden depender de tu estatus de residente, abrir una cuenta bancaria por Internet puede que no sea una opción disponible para todos los inmigrantes. Lo más recomendable es hablar directamente con alguien en una sucursal física.

Dicho esto, la mayoría de las entidades financieras exigen los siguientes documentos.

Documento de identidad oficial

Normalmente, tu entidad financiera te pedirá que presentes un documento de identidad con fotografía expedido por el gobierno. Las opciones pueden incluir:

  • Pasaporte
  • Tarjeta verde o Green Card estadounidense
  • Permiso o licencia de conducir
  • Documento de identidad expedido por el Estado

cuenta de banco

Número de Seguridad Social o número de Identificación Fiscal Individual

Los bancos tradicionales y en línea suelen pedir uno de estos números para identificar tu identidad cuando reciban tus datos personales. Dependiendo de tu condición de residente, tendrás que facilitar uno de ellos:

  • Número de Seguridad Social (SSN): Número de nueve dígitos que se expide a los ciudadanos estadounidenses, así como a algunos residentes permanentes y temporales. Puedes obtener más información sobre cómo solicitar una tarjeta de seguridad social como inmigrante estadounidense consultando nuestra guía sobre este tema.
  • Número de identificación de contribuyente individual (ITIN): Es un número de nueve cifras que se asigna a las personas que no cumplen los requisitos para obtener un número de Seguridad Social, pero que tienen ingresos y deben pagar impuestos en EE.UU. Aprende cómo obtener un número ITIN con nuestra sencilla guía paso a paso.

Prueba de estatus de residente

Cuando abres una cuenta, es probable que el banco te pida pruebas de tu condición de residente. Para cumplir este requisito, puedes presentar tu visado y otros documentos de inmigración.

Prueba de dirección física

La mayoría de los bancos sólo abren cuentas a particulares que viven en EE.UU. Normalmente, esto significa tener una dirección válida en Estados Unidos. 

Cuando abres una cuenta corriente o una cuenta de ahorros, los bancos pueden aceptar distintos documentos que sirven como prueba de tu domicilio en Estados Unidos. Dependiendo de la institución financiera, las pruebas aceptadas pueden ser:

  • Facturas de servicios públicos, revistas y otros tipos de correo con tu nombre y dirección
  • Contrato de arrendamiento
  • Escritura de propiedad a tu nombre
  • Permiso de conducir o documento de identidad expedido por el Estado en el que figure tu dirección de Estados Unidos 

Si aún no tienes una dirección en Estados Unidos, algunos bancos ofrecen cuentas bancarias internacionales que pueden ayudarte. Algunas de estas cuentas internacionales tienen ventajas como ofrecerte servicios multidivisa, lo que te permite depositar dinero y hacer pagos en más de un tipo de divisa.

Infórmate de los requisitos antes de abrir una cuenta de banco en los Estados Unidos

Aunque la mayoría de los bancos estadounidenses exigen presentar un documento de identidad expedido por el gobierno, tener un SSN o ITIN, demostrar tu estatus de inmigrante y tener una dirección en EE.UU., los documentos necesarios varían. Por ello, debes consultar con el servicio de atención al cliente antes de acudir a una sucursal o llenar una solicitud en línea para abrir una cuenta bancaria en Estados Unidos.

Abrir una cuenta bancaria en EE.UU. como estudiante internacional

Los estudiantes internacionales con carné de estudiante y documentación válida deberían poder abrir una cuenta bancaria. Consulta con tu universidad para obtener recomendaciones y recursos bancarios. La Universidad de Brown, por ejemplo, ofrece una guía completa en línea para estudiantes internacionales sobre cómo abrir una cuenta en Estados Unidos.

No todos los bancos permiten a los estudiantes internacionales abrir una cuenta bancaria, pero si lo hacen, puede que exijan los siguientes documentación:

  • Tu dirección en Estados Unidos. y de tú país de origen
  • Pasaporte expedido por el Gobierno
  • Comprobante de matrícula, como el carné de estudiante o una carta de inscripción
  • Un documento de identidad secundario, como tu licencia de conducir, el carné de estudiante o el certificado de nacimiento.
  • Formulario I-94
  • Formulario DS-2019, formulario I-20 o notificación de aprobación I-797

Cómo abrir una cuenta bancaria en EE.UU. 

Una vez que sepas lo que necesitas, abrir una cuenta bancaria puede ser un proceso sencillo. Estos son los pasos generales que tendrás que seguir. 

1. Reúne tus documentos

Utilizando la lista anterior, reúne los documentos demostrando tú dirección de domicilio, papeles de inmigración y demás documentación necesaria para abrir una cuenta bancaria. Tener a mano los documentos que exige el banco puede garantizar un proceso más rápido y fluido a la hora de llenar una solicitud en línea o en persona.

2. Elige el tipo de cuenta que deseas

Hay diferentes tipos de cuentas bancarias que pueden ser adecuadas para ti, entre ellas:

Cuenta corriente

Pensada para operaciones bancarias cotidianas, una cuenta corriente es una cuenta personal que te permite usar cheques y realizar transacciones en cajeros automáticos, como depósitos y retiros. La mayoría incluyen tarjetas de débito, y estas cuentas te permiten recibir y enviar dinero electrónicamente mediante transacciones bancarias y depósitos directos.

Algunas cuentas corrientes generan comisiones. Sin embargo, es posible que tengas que mantener un saldo mínimo elevado para tener derecho al pago de comisiones o pagar tarifas más altas por estas cuentas.

Cuenta corriente de estudiante

Las cuentas corrientes para estudiantes están diseñadas específicamente para estudiantes. Suelen tener tarifas bajas y normas menos estrictas en cuanto a saldos mínimos. Para saber más sobre las diferencias entre las cuentas de estudiante y las normales, consulta nuestra guía sobre el tema.

Cuenta de ahorro

Una cuenta de ahorro es una cuenta bancaria diseñada para ayudarte a ahorrar dinero para el futuro. Una cuenta de ahorro suele tener tipos de interés más altos para ganar dinero con tus depósitos. Sin embargo, debido a la Regulación D de la Reserva Federal, es posible que sólo se te permita hacer hasta seis retiros al mes.

Seleccionar un tipo de cuenta bancaria

La cuenta bancaria que desees dependerá de tus necesidades individuales y de tus motivos para estar en Estados Unidos. 

Por ejemplo, es probable que los estudiantes internacionales prefieran las cuentas bancarias básicas y las que cobran comisiones de mantenimiento mensuales mínimas o nulas. 

Los inmigrantes o no residentes que planean quedarse en EE.UU. de forma permanente pueden querer abrir cuentas de ahorro conjuntas con sus cónyuges o investigar cuentas para invertir. 

Independientemente del motivo, la mayoría de los no residentes consideran una cuenta corriente o de ahorro como punto de partida. Ambas facilitan las transferencias al extranjero y las transacciones cotidianas. 

cuenta de banco

3. Elige un banco y confirme los requisitos 

Una vez que hayas decidido qué tipo de cuenta quieres, tendrás que buscar distintos bancos estadounidenses para ver cuáles se adaptan mejor a tus necesidades.

Dado el gran número de bancos y cuentas, puede resultar abrumador elegir la mejor opción. Lo ideal es un banco o una cooperativa de crédito que entienda las necesidades de los recién llegados o de los estudiantes internacionales. 

Lo mejor es hacer una búsqueda sencilla y luego llamar a los bancos que te interesen. Algunas de las cosas que debes preguntar son

  • ¿Abren cuentas bancarias para no residentes?
  • ¿Hay alguna cuota mensual de mantenimiento de la cuenta?
  • ¿Existe algún requisito de saldo mínimo para la cuenta?
  • ¿Cuántos cajeros automáticos tienen y qué comisiones tendré que pagar?
  • ¿Hay límites en el número de transacciones que puedo hacer en mi cuenta cada mes?
  • ¿Ofrecen servicios de banca online y pago de facturas? ¿Hay alguna comisión por pagar facturas o acceder a mi cuenta por Internet?
  • ¿Cuáles son las comisiones de las transferencias bancarias?
  • ¿Cuáles son las comisiones por sobregiros? ¿Ofrecen protección contra sobregiros para ayudarme a evitar comisiones?
  • ¿Puedo recibir cheques con esta cuenta? ¿Cuánto cuestan los cheques?
  • ¿Qué otros servicios financieros ofrecen? ¿Inversiones? ¿Seguros? ¿Cajas de seguridad?
  • ¿Qué documentación necesito para abrir una cuenta nueva? ¿Puedo hacerlo por Internet o tengo que acudir a una sucursal bancaria?
  • ¿En qué se basan los tipos de cambio para enviar dinero al extranjero?
  • ¿Existe alguna comisión adicional en esta cuenta que deba conocer?

4. Busca características especiales

Idealmente, elegirías una cuenta que se ajuste a ti, así que busca características que puedan ayudarte a encontrar una opción de bajo costo.  

Estas características podrían incluir:

  • Sin comisiones por transacciones en el extranjero al utilizar tu tarjeta de débito fuera de Estados Unidos
  • Cajeros sin comisiones
  • La posibilidad de hacer ingresos en efectivo
  • Sin cuotas mensuales si tiene un depósito directo
  • Ventajas como descuentos en tiendas o suscripciones gratuitas a servicios de streaming.

5. Abrir una cuenta y hacer un ingreso inicial

Una vez que sepas qué cuenta quieres y confirmes que puedes cumplir los requisitos del banco, es hora de abrir una cuenta bancaria en Estados Unidos. Puedes hacerlo por Internet (si el banco te lo permite) o acercarte a la sucursal más cercana. 

Si va a abrir una cuenta en persona, agenda una cita, hacerlo puede ayudarle a completar el proceso más rápidamente.

Una vez abierta la cuenta, tendrás que hacer un depósito. Dependiendo del banco, podrás ingresar fondos en tu cuenta con:

  • Efectivo
  • Depósito directo desde otra cuenta utilizando tu nuevo número de ruta y número de cuenta
  • Cheque en papel, aunque los bancos retienen cheques personales, lo que te obliga a esperar hasta que el cheque se deposite para retirar o enviar dinero de tu nueva cuenta.

Investiga tus opciones y empieza el proceso para abrir tu cuenta bancaria

Si sigues estos pasos, te resultará más fácil abrir una cuenta bancaria en Estados Unidos. 

Una vez que la tengas, podrás utilizarla para tu propósito: adaptarte a tu nuevo país.