Muchas personas tuvieron un año difícil en 2020. No sólo eso, sino que además, muchos han vuelto a trabajar recientemente. Si esto te dejó pensando en cómo poner en orden tus finanzas, no estás solo. 

Ahora que el invierno ha pasado y la vida empieza a volver a la «normalidad», es un buen momento para empezar de nuevo, financieramente hablando. Tan solo unos pocos cambios pueden suponer un gran avance. Si te organizas y aplicas ciertas estrategias esta primavera, estarás creando una base sólida para el futuro.

¿Qué puedes lograr una vez que pones en orden tus finanzas? Tanto si quieres enviar más dinero a casa, como si quieres ahorrar para un coche nuevo o tienes otros objetivos financieros este año, puedes conseguirlo con la planificación adecuada. Los siguientes pasos te ayudarán a ponerte en el camino correcto. 

Programa pagos automáticos

Programar el pago automático de ciertas facturas es una buena forma de aprender a poner en orden tus finanzas. Esto puede ayudarte a reducir los cargos por retraso e incluso a mejorar tu crédito. Muchas empresas también ofrecen descuentos a los clientes que establecen pagos automáticos. 

Puede que te preocupe configurar el pago automático, especialmente si tus ingresos fluctúan. Siguiendo unas pocas reglas, todo el proceso puede resultar sencillo. Ten en cuenta estos consejos a la hora de contratar opciones de pago automático: 

  • Actualizar la información de pago si se producen cambios (por ejemplo, una nueva tarjeta de débito); 
  • Comprueba que tienes fondos disponibles cuando se acerque la fecha de adeudo; 
  • Anula los pagos automáticos de los servicios que dejes de utilizar;
  • Comprueba que sigues inscrito en el sistema de pago automático después de realizar un pago manual.
  • Marca las fechas de débito en tu calendario e inclúyelas en tu presupuesto. 

No es necesario poner todas las facturas en un plan de pago automático para beneficiarse. Si, por ejemplo, sueles necesitar un periodo de gracia en tu factura de electricidad, probablemente sea conveniente no utilizar el pago automático para ello. 

Una estrategia similar es programar los pagos regulares por adelantado. Por ejemplo, Remitly permite ahora a muchos clientes programar transferencias de dinero por adelantado. (Si esta opción no está disponible para ti, no te preocupes, pronto lo estará). Programar los pagos es una buena manera de enviar dinero a tiempo sin comprometerse a largo plazo. Configurar recordatorios de pago en tu teléfono también ayuda. 

Utiliza una aplicación financiera

Cuando estás aprendiendo a poner en orden tus finanzas, hay cientos de consejos que pueden ayudarte. Entre ellos, revisar todas las facturas para comprobar su exactitud y mantener las facturas en papel en un solo lugar. Sin embargo, el mejor consejo que puedes utilizar es descargar una aplicación financiera. 

Puedes utilizar aplicaciones como Remitly para realizar tareas especiales como el envío de dinero a casa, pero una aplicación general de dinero y presupuesto también es una gran herramienta. De hecho, el 63% de los usuarios de smartphones tienen al menos una de estas aplicaciones en sus teléfonos. 

A continuación se ofrece una breve lista de aplicaciones que pueden ayudarle a poner en orden sus finanzas:

  • Necesita un presupuesto
  • Prisma 
  • CadaDólar
  • Wally (disponible en español)
  • Mobills (disponible en español)
  • Claridad en el dinero
  • Menta

Cada una de estas aplicaciones está disponible para dispositivos Android y Apple.

Crear un presupuesto

Crear un presupuesto es uno de los pasos más importantes en la organización financiera. Alrededor del 40% de las personas que viven en Estados Unidos no tienen un presupuesto. Esto presumiblemente explica por qué casi la mitad de ellos tendría que pedir dinero prestado en caso de necesitar 400 dólares para cubrir una emergencia. 

Un presupuesto es un paso obligatorio para poner en orden tus finanzas, y te permite controlar cuánto gastas y cuánto ganas cada mes. Esto puede ayudarte a identificar dónde se está malgastando el dinero. También puede enseñarte a gestionar mejor los fondos y a establecer objetivos a largo plazo. 

Hay cuatro pasos básicos para elaborar un presupuesto personal

  1. Determina tus ingresos mensuales; 
  2. Calcula los gastos mensuales; 
  3. Crear tu primer presupuesto mensual; y 
  4. Controlar todos los gastos durante el mes.

Los gastos incluyen cosas como las facturas de electricidad y el alquiler, pero también es importante hacer un seguimiento del gasto en cosas más pequeñas. Si gastas 15 dólares al día en el almuerzo en el trabajo y no lo controlas, habrá cientos de dólares sin contabilizar en tu presupuesto. 

Un presupuesto también puede ayudarle a ahorrar y a centrarse más en lo que es importante. Casi el 25% de las personas en Estados Unidos no tienen ningún tipo de ahorro, por lo que reservar algo de dinero puede ser beneficioso. Y si eres capaz de recortar el gasto extra, puedes centrarte más en cosas como enviar dinero a casa o pagar la deuda. 

¡Listo! Ya sabes cómo poner en orden tus finanzas

Si estás pensando en cómo gestionar mejor tu dinero, estás en el camino correcto hacia la salud financiera. No existe ningún secreto para hacerse rico rápidamente, pero cuando te concentras en la organización financiera, es más fácil sacar el máximo partido a tu dinero. 

Mientras que algunas personas sólo tienen que preocuparse de sí mismas, otras necesitan enviar ayuda a su país. Si es tu caso, Remitly hace que las transferencias internacionales de dinero sean más rápidas, fáciles, transparentes y asequibles. Nuestra aplicación móvil, confiable y fácil de usar, cuenta con la confianza de más de tres millones de personas en todo el mundo. 

Visita la página web o descarga nuestra aplicación para saber más sobre el envío de dinero y cómo poner en orden tus finanzas. 

 

This publication is provided for general information purposes only and is not intended to cover all aspects of the topics discussed herein. This publication is not a substitute for seeking advice from an applicable specialist or professional. The content in this publication does not constitute legal, tax, or other professional advice from Remitly or any of its affiliates and should not be relied upon as such. While we strive to keep our posts up to date and accurate, we cannot represent, warrant or otherwise guarantee that the content is accurate, complete or up to date.