Si acabas de mudarte a Reino Unido, gestionar tus asuntos financieros será un aspecto importante para forjar tu nueva vida aquí. Esto incluye tener claro cómo funciona el impuesto a la renta. Si bien a pocas personas les entusiasma el tema de los impuestos, es algo con lo que hay que lidiar, entonces vamos a concentrarnos en todo lo que necesitas saber.

¿Quién debe presentar una declaración de impuestos en Reino Unido?

Al vivir en Reino Unido, tienes que pagar un impuesto a la renta sobre todo lo que ganes por encima de la asignación personal libre de impuestos, que al momento de escribir estas líneas es de £12,570.

Si eres empleado en Reino Unido y tu salario está por debajo de £100,000 al año, tu empleador deducirá automáticamente de tu salario el impuesto a la renta que debes pagar. Esto significa que no tienes que presentar una declaración de impuestos.

Por otro lado, tendrás que presentar una declaración de impuestos a través de un proceso conocido como Auto-evaluación si aplican otros escenarios, incluyendo los siguientes:

  • Si ganas más de £100,000 al año como empleado.
  • Si ganas más de £1,000 como trabajador independiente.
  • Si eres socio en una sociedad comercial.
  • Si recibes ingresos del extranjero sujetos a impuestos, como pagos del alquiler de una propiedad en tu país de origen.

¿Cuándo hay que presentar la declaración de impuestos?

El año financiero en Reino Unido se extiende desde el 6 de abril hasta el 5 de abril siguiente. La declaración de impuestos para este periodo debe presentarte antes del 31 de octubre, si lo haces por correo. Sin embargo, la mayoría de las personas prefieren presentar la declaración el línea, lo que permite ganar más tiempo, ya que la fecha límite en este caso es el 31 de enero.

¿Cómo se puede presentar la declaración de impuestos?

Antes de presentar tu primera declaración de impuestos, debes registrarte para la Auto-evaluación en HM Revenue & Customs (HMRC). Debes hacerlo antes del 5 de octubre siguiente al primer año financiero en el que has estado trabajando.

Si eres trabajador independiente, la forma más fácil de hacerlo es en línea, siguiendo estos pasos.

  1. Configura una ID de usuario y contraseña de Government Gateway aquí. Tendrás que brindar tu nombre completo y una dirección de correo electrónico a la cual se enviará el código de verificación. Tener una ID de Government Gateway te permitirá acceder los servicios en línea del gobierno.
  2. Ahora puedes registrarte para la Auto-evaluación siguiendo las indicaciones en la pantalla. Tendrás que brindar información sobre la naturaleza de tu trabajo, junto a datos personales incluyendo tu número de seguro nacional.
  3. En un plazo de 10 días recibirás por correo tu número de Referencia Única de Contribuyente (UTR por sus siglas en inglés), el cual necesitarás para presentar tu declaración de impuestos.
  4. También recibirás un código de activación para tu cuenta fiscal en línea en una carta separada.

Si no eres trabajador independiente pero de todos modos necesitas presentar una declaración de impuestos – por ejemplo, porque recibes ingresos sin impuestos desde el extranjero – el proceso es muy similar, excepto porque debes completar el formulario SA1 a través de tu cuenta en línea. Si te estás registrando en Auto-evaluación como socio o asociación, hay más aspectos a considerar, sobre los que puedes informarte en el sitio del gobierno aquí.

Una vez que hayas hecho todo esto, tendrás todo listo para presentar tu declaración de impuestos en línea aquí. Solo tienes que iniciar sesión en tu cuenta y seguir las indicaciones en la pantalla para brindar la información solicitada sobre tus ingresos.  Alternativamente, puedes elegir enviar por correo un formulario de declaración de impuestos en papel, que puedes descargar aquí.

Deducción de impuestos

Podrías tener derecho a una deducción de impuestos de tu factura, también conocida como desgravación de impuestos. Si eres trabajador independiente, deberías llevar un registro de tus gastos de funcionamiento, ya que algunos pueden ser considerados como “gastos permitidos” libres de impuestos. Estos incluyen:

  • Gastos de oficina como papelería, facturas de teléfono e internet, software de computadora.
  • Alquiler de una oficina, facturas de servicios públicos y costos de seguros.
  • Gastos de viajes, incluyendo seguro del vehículo, combustible, costo de reparaciones y facturas de hotel.
  • Costos de uniforme o ropa protectora.
  • Costos financieros o legales, como facturas de contadores y abogados.

Para reclamar estos gastos, tendrás que registrar los costos en tu declaración de impuestos. Asegúrate de conservar pruebas, como recibos o facturas, para el caso de que la HMRC solicite verlas alguna vez.

¿Qué pasa después de presentar la declaración de impuestos?

Podrás ver cuánto debes de impuestos después de completar tu declaración en línea. Si enviaste un formulario de papel, recibirás tu factura de impuestos por correo.

Si el monto es mayor a £1,000, la factura generalmente incluirá un pago por adelantado para la factura del año siguiente. Conocido como “pago a cuenta”, usualmente se divide en dos cuotas, reflejando cada una el 50% de la factura de impuestos actual.

La fecha límite para pagar tu factura de impuestos, junto a la primera cuota del pago a cuenta es el 31 de enero. Después de eso tienes que realizar el pago de la segunda cuota del pago a cuenta antes del 31 de julio. Si tu próxima factura de impuestos resulta ser mayor que el monto del pago a cuenta, tendrás que compensar la diferencia con un “pago de saldo”.

Suena complicado, pero una situación de ejemplo debería dejarlo más claro. Digamos que tu primera factura de impuestos de Auto-evaluación es de  £2,000. Esto significa que antes del 31 de enero debes pagar  £2,000, junto al primer pago a cuenta de £1,000 (50% de £2,000).

Debes realizar el segundo pago a cuenta de  £1,000 antes del 31 de julio. Ahora, digamos que tu próxima factura de impuestos es de £2,500. Esto significa que tienes que hacer un pago de saldo antes del 31 de enero, ya que eso es lo que debes, luego de descontar las dos cuotas de £1,000 que pagaste por adelantado. También tendrás que paga la primera cuota del nuevo pago a cuenta, que será de £1,250 (50% de £2,500).

Si ya sabes que tu próxima factura de impuestos será menor debido a que tus ganancias se han reducido, puedes ingresar en tu cuenta fiscal y seleccionar la opción de reducir tu pago a cuenta. Alternativamente, puedes enviar este formulario por correo.

¿Cómo se pueden pagar las facturas de impuestos?

Es importante que pagues tus impuestos antes de las dos fechas límites anuales, o te cobrarán multas. La manera más sencilla de pagar es en línea a través del sitio web oficial del gobierno de Reino Unido o de tu cuenta HMRC. Podrás pagar por transferencia bancaria en línea, tarjeta de débito, tarjeta de crédito corporativa o configurando los pagos por Débito Directo.

Alternativamente, puedes pagar personalmente en el banco o sociedad de crédito hipotecario, en efectivo o con cheque, o enviando un cheque por correo a HM Revenue & Customs.

Más información

Esta publicación se proporciona únicamente con fines de información general y no pretende abarcar todos los aspectos de todos los temas tratados en ella. Esta publicación no sustituye a la búsqueda de asesoramiento de un especialista o profesional aplicable. El contenido de esta publicación no constituye un asesoramiento legal, fiscal o de otro tipo por parte de Remitly o de cualquiera de sus filiales y no debe ser considerado como tal. Aunque nos esforzamos por mantener nuestras publicaciones actualizadas y precisas, no podemos afirmar, garantizar o asegurar que el contenido sea preciso, completo o actualizado.