Cuando eres nuevo en los Estados Unidos, tienes mucho cosas que hacer: abrir una cuenta bancaria, encontrar una forma segura de enviar dinero a casa, calcular tus gastos y un sinfín de otras cosas. La construcción del puntaje de crédito podría no ser tu prioridad.

Sin embargo, es importante que lo consideres cuando te establezcas en tu nuevo país.

Tu puntaje de crédito es lo que muchas instituciones financieras de Estados Unidos analizan cuando solicitas cosas como préstamos, tarjetas de crédito y el alquiler de un apartamento. Para los nuevos inmigrantes y los estudiantes internacionales en los Estados Unidos puede ser difícil saber cómo construir tu puntaje de crédito. Aunque hay mucho que hacer para construir y mantener un buen crédito, este artículo te ayudará a empezar.

En primer lugar, ¿qué es una puntuación de crédito? Este número se genera a través de las tres principales agencias de crédito de Estados Unidos, Equifax, Experian y TransUnion. Ellos desarrollan un archivo de crédito para mostrar si es probable que pagues tus cuentas a tiempo.

El puntaje de crédito de la FICO, como se conoce, se basa en cinco factores principales. Estos son: historial de pago, cantidad adeudada, longitud del historial de crédito, tipo de crédito que utiliza y nuevas cuentas de crédito.

Cuanto más alto sea tu puntaje, más probable es que te aprueben un préstamo o un contrato de alquiler de un apartamento, ya que demuestra que eres responsable con tu dinero. Puede llevar meses o años construir un buen puntaje de crédito, así que empieza lo antes posible.

Afortunadamente, hay un par de formas sencillas de comenzar. No es sorprendente que ambas impliquen una tarjeta de crédito.

Crear crédito como usuario autorizado

Si tienes un amigo de confianza o un pariente con un alto puntaje de crédito, puedes trabajar con ellos para establecer tu propio crédito. Si esta persona tiene su propia tarjeta de crédito, es el «usuario principal» de esa tarjeta. Puedes establecer crédito convirtiéndote en un «usuario autorizado» en la misma cuenta.

Convertirse en usuario autorizado es un acto de confianza para ambas partes. Significa que tu nombre se añadirá a su tarjeta de crédito, y podrás usarla como lo haría el usuario principal. Hacerlo puede ayudar a construir tu puntaje de crédito ya que su actividad de pago se reporta en la tuya también.

Ten cuidado al usar este método, porque si el usuario principal no hace los pagos a tiempo, tu puntuación podría bajar.

Además, asegúrate de que ambos tengan claro si y cómo podrán usar la tarjeta. Hagan un plan para compartir los pagos, por ejemplo.

Construir el crédito con tu propia tarjeta de crédito

Si prefieres solicitar tu propia tarjeta de crédito, hay muchas compañías que ofrecen una para los que tienen poco crédito o simplemente no tienen.

La mayoría de las opciones que encontrarás son para tarjetas de crédito aseguradas. Esto significa que tendrás que hacer un depósito, que funciona como tu límite de crédito. Además, es posible que también tengas que pagar una cuota anual por el uso de la tarjeta.

La mayoría de los emisores de tarjetas de crédito te dan la opción de cambiar a una tarjeta de crédito no garantizada dentro de un plazo predeterminado después de hacer los pagos a tiempo. En ese momento, podrás recuperar tu depósito y renunciar a la cuota anual.

Si bien hay tarjetas de crédito sin garantía que no verifican tu historial de crédito, éstas también suelen tener cuotas anuales altas, tasas de interés elevadas y un límite de crédito bajo.

¿Qué identificación necesitarás para la tarjeta de crédito?

Algunas compañías de tarjetas de crédito requieren un número de seguro social, o SSN. Si estás autorizado para trabajar en los Estados Unidos, es probable que necesites obtener un SSN. Puede ver todos los detalles sobre cómo hacerlo en este documento de la Administración del Seguro Social.

Si no tienes un número de seguro social, muchas solicitudes de tarjetas de crédito te permitirán usar un número de identificación de contribuyente individual, o ITIN.

Le más sobre cómo obtener un ITIN en nuestra guía aquí y en la página web del IRS.

Aprende más

Este artículo es una guía completa sobre cómo funciona el crédito y cómo construirlo. La página Immigrant Finance también ofrece una guía detallada.

Remitly también tiene artículos escritos para inmigrantes sobre la apertura de una cuenta bancaria en los Estados Unidos, el establecimiento de objetivos financieros y la elaboración de un presupuesto, entre otros.

Acerca de Remitly

Remitly hace que las transferencias internacionales de dinero sean más rápidas, más fáciles, más transparentes y más económicos. Nuestra aplicación móvil, fiable y fácil de usar, cuenta con la confianza de más de 3 millones de personas en todo el mundo.

Remitly también ofrece Passbook, una cuenta bancaria diaria para las multinacionales en los Estados Unidos. La libreta no tiene cargos por transacciones en el extranjero, devolución de efectivo en transferencias internacionales y una hermosa tarjeta de débito Visa® con la bandera que usted elija.

Visita la página principal o descarga nuestra aplicación para saber más.

This publication is provided for general information purposes only and is not intended to cover all aspects of the topics discussed herein. This publication is not a substitute for seeking advice from an applicable specialist or professional. The content in this publication does not constitute legal, tax, or other professional advice from Remitly or any of its affiliates and should not be relied upon as such. While we strive to keep our posts up to date and accurate, we cannot represent, warrant or otherwise guarantee that the content is accurate, complete or up to date.