Las transferencias internacionales de dinero pueden ser un asunto muy complejo y su fascinante historia se puede trazar a cuando las personas enviaban dinero o sus bienes al extranjero en el siglo VIII.

La evolución de las transferencias internacionales de dinero tiene una historia muy rica y variada que se ha ido transformado con el avance de la tecnología y la progresión de personas que se desplazan de un continente a otro.

A medida que se crean tecnologías más avanzadas, nos hemos conectado más que nunca, lo cual facilita la transferencia de dinero en todo el mundo.

¿Te interesa saber cómo los sistemas de transferencia de dinero iniciaron? Obtén más información sobre la evolución de las transferencias de dinero para ver cómo Remitly te puede ayudar a enviar dinero a todo el mundo.

El sistema Hawala

Vamos a comenzar con el sistema que lo comenzó todo: el Sistema Hawala.

¿Sabías que puedes enviar dinero al extranjero sin necesidad de que el dinero se mueva físicamente? Este es un concepto antiguo que se remonta al siglo VIII en el sur de Asia y que se conoce como «hawala».

El sistema Hawala es bien conocido en muchas partes del mundo: en persa es «havelah» o «hundi» y en el idioma somalí, es «xawala» o «xawilaad». La palabra «hawala» tiene raíces árabes y tiene el mismo significado básico en todo el mundo: transferencia.

Hawala en una manera informal de transferir bienes o dinero. Una persona paga a un agente, que a su vez envía la transferencia a través de una red de vendedores de hawala, que pueden ser amigos, familiares o conocidos de confianza. Los concesionarios de Hawala pueden saldar deudas entre las partes con efectivo, propiedad o servicios. De hecho, los primeros sistemas de intercambio a menudo incluían trueques de bienes o servicios, en lugar de dinero, monedas o notas emitidas por un banco.

Moneda metálica y papel moneda

Mientras los sistemas Hawala utilizaban en sus transferencias bienes y servicios,  las monedas metálicas y el papel moneda se fueron convirtiendo en un método popular de intercambio de divisas en otras partes del mundo.

La primera moneda que se conoce fue creada por el rey Alyattes en Lidia, un reino que existió en el año 600 a.C. en lo que hoy es la Turquía moderna. Las monedas, conocidas como «trites», estaban hechas de una mezcla natural de oro y plata llamada electrum, y tenían una inscripción de un león rugiendo en cada lado.

El primer papel moneda vino de la dinastía china Tang (618-907 a.D.). Estas pequeñas facturas dobladas existieron durante siglos en China antes de finalmente alcanzar al resto del mundo alrededor de 1661 d. C., cuando se imprimieron los primeros billetes en papel en Suecia.

La moneda metálica y el papel moneda existieron dentro de los límites de ciudades, pueblos y países específicos durante mucho tiempo. Pero a medida que las comunidades comenzaron a crecer en los siglos XIX y XX, los bancos tuvieron que descubrir una manera para transferir dinero entre lugares que estaban muy lejos el uno del otro.

Telégrafos, tarjetas de crédito y el comienzo de las transferencias de dinero en línea

No fue hasta el año 1851 cuando se estableció la empresa de transferencia electrónica Western Union. Western Union comenzó como un servicio de telégrafo y pasó a ser un servicio de transferencia de dinero basado en el telégrafo en 1871. En 1918, los bancos de la Reserva Federal siguieron su ejemplo y comenzaron a mover dinero por telégrafo.

Tiempo después, en la década de 1920, algunos grandes almacenes y compañías petroleras ofrecían una «tarjeta de cortesía«, que era una tarjeta de metal que sólo podía usarse en la tienda que la emitía, y tenía que pagarse en su totalidad cada mes. Años más tarde, en 1946, John Biggins introdujo la tarjeta «Charg-It» para que las pequeñas empresas conectaran con los clientes locales, lo que sugería ya el advenimiento de las tarjetas de crédito. La tarjeta Diners Club pronto siguió esto en 1950, convirtiéndose en una de las primeras tarjetas de crédito reales.

Este nuevo sistema «basado en el crédito» sentó las bases para una forma confiable de transferir dinero por bienes y servicios sin cambiar el efectivo físico.

En 1973, se formó la Sociedad para las Telecomunicaciones Financieras Interbancarias Mundiales o SWIFT que cambió la forma en que funcionaba el sistema de crédito. SWIFT se convirtió en un proveedor global de mensajería financiera segura a través de un sistema de bancos internacionales.

Originalmente consistía de solo siete bancos, el número de bancos en el sistema SWIFT hoy en día asciende a miles. Ahora más compañías han decidido ingresar a la industria para ayudar a las personas a transferir dinero de forma segura y sin tantas tarifas.

En las últimas décadas, la evolución de las transferencias de dinero ha crecido a pasos agigantados.

En 1999, los bancos europeos también comenzaron a ofrecer transferencias de dinero a través de teléfonos celulares, que era una tecnología que todavía estaba en pañales. En 2008, la identificación por radiofrecuencia (RFID) permitió la introducción de la verificación de ID sin contacto, que se introdujo por primera vez en el Reino Unido antes de que se popularizara. Sin embargo, muchos servicios internacionales de transferencia de dinero en línea aún tienen numerosas tarifas adjuntas.

Transferencias internacionales de dinero hoy

Actualmente, hay muchas formas de enviar dinero a nivel internacional, incluidas las aplicaciones móviles que te permiten realizar transferencias de dinero en línea entre bancos, a nivel nacional y en el extranjero, sin mucha molestia.

Muchas compañías ofrecen servicios digitales para transferir dinero aprovechando la tecnología móvil de hoy. Empresas como Remitly transfieren miles de millones a través de su plataforma global de transferencia de dinero por medio de su aplicación móvil confiable y fácil de usar, lo que hace que el proceso de envío sea mucho más rápido, más fácil, más transparente y menos costoso. Lo hacen mediante la eliminación de formularios, códigos, agentes, tiempo extra y tarifas elevados típicas del proceso anticuado y tradicional de transferencia de dinero.

Remitly ofrece algunas de las mejores tasas para envios internacionales, tarifas bajas y un sistema de verificación de seguridad de última generación y un sistema de gestión de riesgos que garantizan que todas las transferencias internacionales de dinero sean totalmente seguras.

Una de las innovaciones más recientes en pagos internacionales es bitcoin, una criptomoneda (una forma de dinero electrónico) que no tiene banco o administrador centralizado. La evolución de las transferencias internacionales de dinero continuará inevitablemente cambiando con las nuevas tecnologías emergentes. El futuro del dinero y las transferencias internacionales de dinero podrían significar una realidad financiera completamente nueva en sólo unas cuantas décadas.

¿Qué yace en el futuro de las transferencias internacionales de dinero? Sólo el tiempo dirá.

Al seleccionar un servicio de transferencia de dinero para enviar dinero al exterior, es importante investigar para encontrar la manera más fácil de enviar dinero a sus seres queridos. Obtén más información sobre cómo Remitly te permite transferir dinero de manera rápida, segura y económica.